Fecha : mayo 19, 2020

EL ASTILLERO DE HOOP HA REALIZADO LO QUE PARECÍA IMPOSIBLE Y SILVERSEA SE PREPARA PARA RECIBIR EL NUEVO BARCO SILVER ORIGIN

EL ASTILLERO DE HOOP HA REALIZADO LO QUE PARECÍA IMPOSIBLE Y SILVERSEA SE PREPARA PARA RECIBIR EL NUEVO BARCO SILVER ORIGIN

Demostrando una gran capacidad de recuperación e ingenio, el astillero De Hoop superó desafíos sin precedentes durante la construcción del Silver Origin

Mónaco - 19 de mayo de 2020. Silversea Cruises se prepara para recibir el nuevo barco Silver Origin, después de un gran esfuerzo, determinación, incluso una excelente artesanía europea a bordo, por parte del astillero holandés De Hoop. A pesar del bloqueo global, De Hoop implementó procedimientos de seguridad rígidos, redujo su fuerza laboral e ideó formas ingeniosas para superar los desafíos planteados, incluido el sea trial.

200 PROFESIONALES REALIZANDO EL MÁXIMO ESFUERZO.

El 15 de marzo de 2020, cuatro días después de que se declarara al coronavirus como una pandemia global, los Países Bajos implementaron un bloqueo nacional y el país se detuvo para salvaguardar la salud de sus habitantes. En la población de Lobith, un rincón remoto de los Países Bajos, el astillero De Hoop ofreció a sus aproximadamente 250 empleados, la opción de dejar de trabajar. Mientras que algunos, se vieron obligados a regresar con sus familias a su país de origen antes de que se cerraran las fronteras, otros 200 trabajadores, principalmente expertos carpinteros, optaron por continuar, realizando su labor incansablemente para implementar su arte en las suites de los huéspedes del barco. Muchos empleados fueron alojados en una instalación residencial, Barge Rossini, con una capacidad reducida desde 200 hasta 100 personas por razones de seguridad. Además del riguroso protocolo impuesto por la autoridad de salud holandesa, RIVM, los profesionales de De Hoop han estado protegidos por requisitos sanitarios desarrollados por el astillero: se sometieron a controles diarios de su temperatura; se establecieron procedimientos más exhaustivos de limpieza en las viviendas, en el espacio común dedicado a la tripulación y por supuesto a bordo del Silver Origin. Además se implementaron estrictas medidas de distanciamiento social, incluida una regla de separación de 1,5m y un sistema dirección única en todo el barco.

Como resultado, se redujeron las áreas de contacto, se cancelaron las reuniones y se permitió un menor número de personas en cada área del barco. Las videollamadas reemplazaron las conversaciones cara a cara, ya que los vuelos fueron cancelados y los proveedores ya no podían acercarse al astillero. Se interrumpió la llegada de determinados materiales: las alfombras, los muebles y la colección de arte a bordo se retrasaron, mientras que el cierre de Italia impidió la instalación de las ventanas y la cocina del barco. El bloqueo estricto amenazó el avance del proyecto.

Los pequeños obstáculos se convirtieron en grandes impedimentos, pero aun así el equipo perseveró y cuando el mundo a su alrededor se detuvo, De Hoop siguió adelante. El astillero cambió fundamentalmente la forma en la que operaba para continuar el proyecto. Ninguno de los empleados contrajo el virus y el equipo mantuvo un espíritu inquebrantable cuando el Silver Origin tomó su forma magnífica, simbolizando la resistencia y la artesanía de la industria europea

SEA TRIALS A DISTANCIA

Si bien las aguas poco profundas del río Waal retrasaron la flotación del Silver Origin desde noviembre hasta el 30 de diciembre de 2019, los meses de enero y febrero trajeron fuertes lluvias en el continente europeo, lo que llevó a niveles de agua inusualmente altos. Este fenómeno no permitió que Silver Origin y Barge Rossini pudieran pasar por debajo de los 12 puentes que separan el astillero De Hoop del mar. Solo el 26 de marzo se pudo acceder a un pasaje seguro hacia Rotterdam, más de un mes después de lo planeado originalmente. Eso dejó solo cuatro semanas entre la llegada a Rotterdam y el sea trial.

Celebradas entre el 27 y el 29 de abril frente a la costa de Goeree-Overflakkee, las pruebas en el mar de Silver Origin fueron un gran éxito, ofreciendo al Capitán la oportunidad de poner el barco a prueba y permitir que el astillero demostrara el funcionamiento adecuado de los sistemas de máquinas.

Debido a la prohibición de viajar, que impidió que los proveedores se acercaran al astillero, los sea trials del Silver Origin añadieron un histórico record: el test de estabilidad dinámica, que certifica la capacidad del barco para permanecer dentro de una oscilación de10 cm respecto a un punto fijo sin soltar el ancla. El sistema de posicionamiento dinámico del barco fue sintonizado y calibrado remotamente por un tercer proveedor en San Petersburgo, Rusia, a más de 1.800 km de distancia. Se instaló una conexión rápida a Internet a bordo para permitir la comunicación casi instantánea entre ambas partes y, utilizando un auricular y una cámara, el operativo de San Petersburgo completó las pruebas de maniobra. El Capitán del barco, mientras tanto, comprobaba la operación a bordo.

"Ha sido la primera vez que una operación de este tipo se ha completado de forma remota durante una prueba en el mar", ha relatado Fre Drenth, Director del astillero De Hoop. “La sintonización fue exitosa y no tardó más de lo habitual. Demuestra que es posible sintonizar sistemas de posicionamiento dinámico de forma remota. Potencialmente y para el futuro, se podría ahorrar mucho tiempo de viaje para los ingenieros. Estoy muy orgulloso de mi equipo por su trabajo ".

"Por lo general, tenemos un gran equipo que participa en las pruebas en el mar, pero este año fue diferente debido a la situación extraordinaria", comenta Vesa Uuttu, Director de Newbuilds & Site Office NL, Royal Caribbean Cruises Ltd. "Es decir que participó un grupo reducido de personas pero suficiente para cumplir con las normativas de seguridad. Para todos los involucrados fue un momento de orgullo ver cómo el barco había visto la luz, especialmente para el equipo del astillero De Hoop que ha trabajado incansablemente para completar el proyecto en estas difíciles circunstancias ”.

LOS RETOQUES FINALES

"Estamos muy agradecidos con los profesionales del astillero De Hoop", comenta Roberto Martinoli, Presidente y CEO de Silversea. “Ante tal adversidad, sus esfuerzos fueron extraordinarios y representan la resistencia de la industria europea. El Silver Origin se ve magnífico. Nuestro nuevo barco pionero representa el comienzo de una nueva era de viajes en las Islas Galápagos y esperamos dar la bienvenida a los huéspedes a bordo cuando sea el momento adecuado ". Ahora se están ultimando los retoques finales a bordo del Silver Origin, antes de la entrega del barco, prevista para las próximas semanas. Y el equipo de De Hoop todavía está encontrando formas innovadoras de seguir su labor, a pesar de las circunstancias desafiantes. El Silver Origin, actualmente atracado en Pernis en los Países Bajos, zarpará hacia las Islas Galápagos después de ser entregado a Silversea Cruises. 45 trabajadores de De Hoop permanecen en Barge Rossini, y el astillero pretende mantener los nuevos y estrictos protocolos sanitarios a largo plazo. Silversea Cruises está utilizando esta fase de pausa, para mejorar aún más sus estándares sanitarios ya excepcionales, con la salud y la seguridad de los huéspedes y la tripulación como máxima prioridad. La naviera está trabajando actualmente en los más estrictos protocolos sanitarios para toda su flota para así garantizar que se tomen todas las precauciones necesarias para reanudar un crucero seguro y saludable y cuando sea el momento adecuado.

Lea el relato en primera persona por parte del director del astillero De Hoop, Fre Drenth, y vea el video del Silver Origin:
https://discover.silversea.com/on-board/building-silver-origin

Consiga más información sobre el Silver Origin y conozca su programación:
https://www.silversea.com/ships/silver-origin.html

Consulte el media kit del Silver Origin, que incluye información relevante, curiosidades, imágenes y videos:
https://www.dropbox.com/sh/1c5nkcwudk27ofh/AAAc8oI08RXOFvnJxddK4Duya?dl=0